Por @Wicho — 27 de Noviembre de 2018

Emblema de la misiónTras un retraso de más de una semana para hacer unas revisiones extra al cohete SpaceX está lista para lanzar la misión SSO-A de Spaceflight Industries desde el Complejo de lanzamiento 4E de la Base de la Fuerza Aérea de Vandenberg en California.

Spaceflight Industries es una empresa especializada en organizar lanzamientos aprovechando la capacidad extra de cohetes que van sobrados para lanzar su carga principal. Pero SSO-A, de Sun Synchronous Orbit – A, es la primera misión en la que van a utilizar un cohete dedicado.

El Falcon 9 que lanzará la misión no lleva otra cosa a bordo que los 64 satélites de 34 organizaciones de 17 países distintos. Los hay de todos los tamaños, desde el de una nevera al de un teléfono móvil. Serán colocados en una órbita sincrónica al Sol desde dos dispensadores distintos una vez que ambos se hayan separado de la segunda etapa del cohete.

En órbita

Pero si hay algo que hace especial a este lanzamiento es que será la primera vez que SpaceX lance por tercera vez la primera etapa de un Falcon 9. En concreto es la primera etapa con número de serie B1046, que fue utilizada el 11 de mayo de 2018 para el lanzamiento del satélite de telecomunicaciones Bangabandhu-1 y de nuevo el 7 de agosto para lanzar el Merah Putih, otro satélite de telecomunicaciones.

Está previsto que la primera etapa aterrice en el espaciopuerto flotante Just Read The Instructions pues aunque podría tomar tierra en la plataforma de aterrizaje de Vandenberg la presencia de un Delta IV Heavy con un satélite del Departamento de Defensa en el Complejo de lanzamiento 6 aconseja prudencia por si acaso, con lo que el JRTI esperará a unos kilómetros de la costa.

El lanzamiento está previsto para una venta que se abre a las 19:32 del 28 de noviembre de 2018 y se podrá seguir a través de Internet.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear