Por @Alvy — 17 de Agosto de 2018

En este vídeo de Computerphile se muestra en funcionamiento la Omnideck, una cinta multidireccional sobre la que se puede andar «sin fin» en juegos de realidad virtual. Es básicamente un círculo de cintas de rodillos cuya velocidad se ajusta según camine el usuario. Tosca pero efectiva.

Es un invento que desarrollaron originalmente las Fuerzas Especiales Suecas para entrenamientos, pero que ahora podría tener salida en salones recreativos porque permite a quien se sube encima de ella «caminar sin fin» – resolviendo así uno de los principales problemas de la RV. A través de unos sensores infrarrojos situados alrededor se controla posición y movimientos de la persona y se comunica con las gafas de RV, de modo que lo que suceda en el mundo virtual del «interior» sea lo mismo que suceda en el exterior.

Hay existido y existen otras cintas de este tipo, como la Infinadeck o la KatVR, además de otras soluciones ingeniosas que engañan a los sentidos, y esta parece de las más sencillas – habría que comprobar cómo de «realista» resulta, claro. De aquí a Ready Player One hay dos pasos (no tan infinitos).

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear