Por @Alvy — 17 de Septiembre de 2018

Siempre me han fascinado las construcciones con naipes; de hecho de pequeñito me pasé no pocas tardes construyendo lo que podía y viendo cómo caían naipes y barajas completas – porque hasta que le coges el truqui la cosa tiene su intríngulis.

Por eso me impresiona ver este viejuno vídeo cómo se eleva en time-lapse una torre de más de 6 metros y 29.000 naipes construida por Scott Dyer – y sin truco ni cartón, ni pliegues ni dobleces ni pegamento.

Pero más impactante que la altura de la construcción es su asombrosa resistencia. Esto puede verse a partir de 00:30, cuando Dyer empieza a golpear y arañar la torre que va cayendo poco a poco pero sin derrumbarse – y hay quien cree que soplando se podría tumbar.

Así a ojo si son 29.000 naipes y cada uno pesa 1,75 gramos estamos hablando de unos 50 kg de naipes. Los arquitectos y expertos en cálculos de resistencia y estructuras seguro que pueden explicar mejor cómo están distribuidas las cargas y por qué el propio peso de la torre aumenta su resistencia.

Parte del secreto de estas construcciones está explicado en Stacking de Deck, un precioso librito de fotos donde Brian Berg –que tiene varios récords Guinness al respecto– explica cómo se construyen las celdas básicas y matrices de gran resistencia que luego se replicar para levantar grandes construcciones. Hay vídeos, fotos y mucha más información en su web CardStacker.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear