Por @Alvy — 10 de Febrero de 2017

Gizmodo tiene este vídeo explicativo sobre cómo funcionan los diferentes tipos de teclados: mecánicos, de membrana, táctiles… Cada uno tiene un sonido ¡clic! característico, y sus ventajas y desventajas.

En general los teclados mecánicos se consideran superiores: tienen buena velocidad de respuesta, mejor respuesta (feedback) y hay quien encuentra agradable –por no decir fundamental– que el sonido del clic sea parte de la experiencia. También son más resistentes. Los de membrana en cambio son más silenciosos, resisten mejor el polvo y los accidentes con líquidos y son más silenciosos (y normalmente más pequeños). Los táctiles son habituales de dispositivos especiales (tabletas, portátiles) y son claramente inferiores.

En el fondo, dicen, es una cuestión de experiencia personal y preferencias. Quienes gustan de los sonoros clics se enfrentan a un problema extra: la aceptación social, dado que en lugares de trabajo concurridos los demás pueden considerar molesto el ruido que hacen. ¡Ay! Tendrían que recordar los tiempos de las máquinas de escribir eléctricas completamente mecánicas…

Relacionado:

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear