Por Nacho Palou — 31 de Enero de 2012

Bueno, no es tan espectacular como puede parecer de entrada, pero ahí queda el avance: células de piel humana reforzada con tela de araña resistiendo el impacto de una bala que vuela a 329 m/s. La piel puede que no se rompa, pero la bala –junto con la piel– penetra tras un impacto más que respetable y claramente doloroso... en el mejor de los casos.

Más en Bulletproof skin stops a speeding gunshot, en New Scientist.

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD


Microsiervos Selección


Desayuno con partículas: La ciencia como nunca antes se ha contado

EUR 5,69

Comprar


Leonardo da Vinci: La biografía

EUR 12,34 (Reseña en Microsiervos)

Comprar


Amazon Associates

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

Más libros y productos en:

Microsiervos Selección