Por Nacho Palou — 24 de Julio de 2018

Beatingweb

Investigadores de la universidad de Harvard han desarrollado un modelo tridimensional a escala de un ventrículo izquierdo de corazón humano. El tejido cardiaco está montado sobre una estructura de nanofibras gelatinosas y de poliéster biodegradable en el cual se han añadido células cardíacas humanas.

"Tras construir la estructura los investigadores cultivan el ventrículo con miocitos de ratón o con cardiomiocitos humanos a partir de células madre, que tardan de tres a cinco días es formar una delgada pared de tejido. Es entonces cuando las células comienzan a latir en sincronía."

Este modelo tridimensional permitirá a los investigadores estudiar la función cardiaca usando muchas de las herramientas utilizadas actualmente en hospitales y laboratorios, por lo que el ventrículo podría utilizarse para "estudiar enfermedades, probar medicamentos y desarrollar tratamientos específicos para pacientes con afecciones cardíacas como la arritmia," explican los investigadores.

Imagen: Luke MacQueen/Disease Biophysics Group/Harvard SEAS.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear