Por @Alvy — 3 de Julio de 2008

Metales raros como el galio y el indio, imprescindibles para fabricar las pantallas planas, podrían agotarse hacia el 2017. Otros elementos igualmente importantes, como el selenio o el hafnio tambien pueden correr la misma suerte. La razón: exceso de demanda, simple y llanamente. [Fuente, Reflections: The Death of Gallium de Robert Silverberg en Asimov’s Sci-Fi, vía Teleobjetivo. El dato original es un trabajo de Armin Reller, químico de la Universidad de Augsburgo en Alemania.]

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

Microsiervos Selección


La cuestión vital: ¿Por qué la vida es como es?

EUR 13,29

Comprar


El libro del día del juicio final

EUR 7,59

Comprar


Amazon Associates

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

Más libros y productos en:

Microsiervos Selección