Por @Wicho — 5 de Septiembre de 2022

La Solar Orbiter en primer plano con Venus al fondo
Impresión artística de la Solar Orbiter sobrevolando Venus – ESA

A las 3:36, hora peninsular española (UTC +2), de ayer, domingo 4 de septiembre de 2022, la Solar Orbiter de la Agencia Espacial Europea (ESA) completaba sin problemas su tercer sobrevuelo de Venus. Haciendo uso de la gravedad del planeta consiguió cambiar su órbita de tal forma que en su próximo perihelio, el punto más cercano al Sol de su órbita, que se producirá el próximo 13 de octubre, pasará a poco menos de 43,4 millones de kilómetros de él.

Eso son unos 4,5 millones de kilómetros menos que en su órbita actual y será la distancia de los nueve perihelios de la sonda hasta el del 6 de febrero de 2027; en ese y los dos siguientes el perihelio será de algo menos de 42 millones de kilómetros. Luego volverá a aumentar paulatinamente hasta los 55,3 millones de kilómetros planeados para el perihelio del 6 de junio de 2030. Si la sonda sigue viva para entonces, pues ya se verá.

Esa reducida distancia al Sol –un tercio de la de la Tierra– le permitirá estudiarlo en gran detalle, como por ejemplo muestran los resultados obtenidos en su anterior perihelio en marzo de este año. Pero eso no es todo: los próximos encuentros de la sonda con Venus –y aún le quedan cinco– servirán para que, poco a poco, vaya abandonando el plano de la eclíptica. Así, después de la asistencia gravitatoria de 2025 su órbita tendrá una inclinación de 17º sobre el plano de la eclíptica. E irá aumentando hasta alcanzar los 33º en 2029 durante una primera extensión de la misión extensión ya propuesta mediante más sobrevuelos de Venus. Esto nos permitirá observar por primera vez los polos del Sol, unos perfectos desconocidos.

La misión se centra en cuatro ejes principales de investigación:

  • Viento solar: ¿Qué impulsa el viento solar y la aceleración de las partículas del viento solar?
  • Regiones polares: ¿Qué ocurre en las regiones polares cuando el campo magnético solar invierte su polaridad?
  • El campo magnético: ¿Cómo se genera el campo magnético dentro del Sol y cómo se propaga a través de la atmósfera del Sol y hacia el espacio?
  • El clima espacial: ¿Cómo impactan en el Sistema Solar eventos repentinos como llamaradas y eyecciones de masa coronal? ¿Cómo producen las erupciones solares las partículas energéticas que llevan a un clima espacial extremo en la Tierra? De hecho unos días antes del sobrevuelo el Sol lanzó una eyección de masa coronal en dirección a Venus y, por ende, la Solar Orbiter. Pero afortunadamente está diseñada para eso y cosas peores, así que en lugar de verse afectada, se dedicó a recoger datos acerca de ella.

La misión está en Twitter como @ESASolarOrbiter.

Relacionado,

Compartir en Flipboard Tuitear

Cifitec: Futuros posibles, Vol. 1

Futuros posibles, Vol. 1
Relatos de ciencia ficción y tecnología
CIFITEC