Por @Alvy — 28 de Diciembre de 2018

Antes que el spam inundó nuestras vidas el correo basura en papel. Aunque ahora es algo menos abundante que en el pasado –quizá porque su efectividad debe haberse reducido notablemente– hubo un tiempo en que recoger el correo (físico) del buzón requería dedicar un rato a separar el grano de la paja, las cartas de verdad de los folletos publicitarios, catálogos y envíos no solicitados que se entremezclaban para desesperación de las gentes.

El brillante, «pirado» y a veces peligroso Colin Fluze nos enseña en este vídeo uno de sus más recientes inventos locos: un buzón de correo con destructora de documentos incorporada para instalar en tu propia casa. Sí, con una destructora de esas que se lo come todo.

El resultado es bastante llamativo, si bien no parece que pudiera servir para engañar al cartero ni a los repartidores de folletos publicitarios: junto a la ranura hay que poner un botón para activarla («Si es correo basura, pulse el botón»).

Pero bueno, el conceto es lo importante y Colin hace un poco el ganso haciendo que encarga guías de teléfono, revistas, cajas de cartón y otros «envíos» para probar el invento en persona, lo cual resulta altamente satisfactorio, por cierto. Si se traga un catálogo de Ikea o una Guía telefónica, ¡todo es posible!

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear