Por @Wicho — 5 de Septiembre de 2007

De vez en cuando, sólo muy de vez en cuando, los políticos me sorprenden positivamente con algo que dicen o hacen, y hoy lo han hecho al aprobar por mayoría una resolución en el Parlamento Europeo que insta a que se revise urgentemente y se derogue el reglamento que restringe el líquido que los pasajeros pueden llevar en su equipaje de mano a menos que se presenten nuevos hechos concluyentes: La Eurocámara pide el fin de las restricciones de líquidos.

La resolución dice también que esta medida causa «considerables molestias e inconvenientes» y un «perjuicio económico para los pasajeros de la aviación civil por la confiscación de efectos personales», así como un «mayor coste para los aeropuertos y operadores» y que no parece que su efectividad lo justifique; de hecho la resolución califica estas medidas de seguridad como «desproporcionadas».

No se lo que pasará ni si el reglamento en cuestión llegará a ser derogado, pero desde luego a tenor de lo que dice el artículo Aeropuertos y legislación secreta de Ignasi Guardans publicado originalmente en El Pediódico de Catalunya y que reproducía hace unos días Nacho Escolar en su blog parece difícil que nadie pueda presentar esos nuevos hechos concluyentes que pide la Eurocámara.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

Microsiervos Selección


Transition

EUR 5,49

Comprar


Secrets of the JavaScript Ninja

EUR 33,12

Comprar


Amazon Associates

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

Más libros y productos en:

Microsiervos Selección