Por @Alvy — 13 de Mayo de 2019

En la Universidad Tecnológlica Toyohashi han desarrollado este robot de desafortunado nombre: Leech, literalmente: sanguijuela. En realidad se escribe LEeCH y son las siglas de Longitudinally Extensible Continuum robot inspired by Hirudinea, lo cual de una idea de lo «forzado» del asunto de la nomenclatura.

El caso es que tal y como cuentan en el vídeo de The Robot Report una de sus habilidades es trepar por las paredes. Para ello utiliza tres actuadores y una gran ventosa, lo que le permite irse pegando a la pared y reptar poco a poco. Una vez que llega a la parte superior del obstáculo puede tantearlo con un gran control de la curvatura de su «cuerpo» para asirse y tomar la horizontal o bajar por el otro lado, si acaso se trata de un muro.

Muy rápido no es –y eso que los vídeos están acelerados– y además un poco asquerosillo resulta, tanto por los movimientos como por el nombre, pero igual resulta práctico para algunas situaciones.

Relacionado:

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

Microsiervos Selección


The Annotated Flatland: A Romance of Many Dimensions

EUR 10,99 (Reseña en Microsiervos)

Comprar


The Puzzle Ninja

EUR 10,90

Comprar


Amazon Associates

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

Más libros y productos en:

Microsiervos Selección