Por @Alvy — 23 de Agosto de 2018

Este es SEER, acrónimo de Simulative Emotional Expression Robot, una creación de Takayuki Todo, quien lleva tiempo dedicado al estudio de las expresiones faciales.

Aunque parece relativamente simple por no tener demasiadas partes móviles las expresiones de SEER resultan altamente realistas: mueve los ojos, gira e inclina la cabeza y también puede mover las cejas y los párpados. Pero no hace nada de nada con la nariz ni la boca, porque no es necesario.

Según explica su creador, parte del truco es mantener el contacto visual y la capacidad que tiene para fijar la mirada en un punto fijo independientemente de los movimientos del cuello/cara – algo que probó hace un par de años con Gazeroid, otra robot que tenía largo pelo y bastante más decoración. En el caso de SEER dice que las cejas de hilo elástico le confieren mayor expresividad.

En este otro vídeo se le puede ver imitando las expresiones humanas que se recogen con una cámara. La idea –explican en la web del proyecto– no es tanto «hacerlo pasar por humano», sino crear un rostro capaz de transmitir una gran variedad de expresiones y emociones de forma relativamente sencilla, algo que servirá para transmitir a los humanos lo que quieran explicar los robots y otros automatismos.

Y parece que de momento lo están consiguiendo bastante bien.

(Vía The Kid Should See This.)

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear