Logo Lainformacion.com
< Fraudes científicos destacados en El País Semanal
Humor temporal >

Paranoia extrema en el aire

Por ahora sólo se trata de realizar unas pruebas, pero pronto a tres Boeing 767 de American Airlines que vuelan entre Nueva York y Los Angeles y San Francisco les será instalado un dispositivo que se monta bajo el fuselaje que se supone que sirve para desviar misiles portátiles que se hayan disparado contra el avión para derribarlo: Passenger jets get anti-missile devices.

Los dispositivos en cuestión incorporan también unos sensores que se montan en el avión y que en caso de detectar un misil le disparan automáticamente un láser que confunde su sistema de guiado de tal forma que el misil se aleja del avión hasta que se queda sin combustible y cae.

El coste de las pruebas se estima en unos 29 millones de dólares, aunque la idea es sólo ver cómo se comportan estos sistemas en uso respecto a sus necesidades de mantenimiento, sin realizar ningún disparo de ensayo, ni siquiera contra un avión sin pasajeros y con un misil de fogueo ;-)

Hasta donde hay información pública al respecto, nunca ha habido un intento de derribar un avión de pasajeros en los Estados Unidos usando un misil de este tipo, mientras que de los cuatro casos en todo el mundo en los que se sabe que se han disparado misiles contra aviones civiles, sólo un Tupolev 134A y un Tupolev 154B, ambos de Transair Georgia, fueron derribados el 21 y el 22 de septiembre de 1993, causando un total de 135 muertos (ver ASN Aircraft accident description Tupolev 134A 65893 - Sukhumi y ASN Aircraft accident description Tupolev 154B 85163 - Sukhumi-Babusheri Airport (SUI)).

De los otros dos ataques conocidos, producidos el 28 de noviembre de 2002 en Mombasa contra un Boeing 757 de Arkia Airlines y el 22 de noviembre de 2003 contra un A300 de carga de DHL en Bagdad, el primero falló pues los misiles ni se acercaron al avión, mientras que en el segundo el avión sí recibió un impacto en el plano de babor, aunque la tripulación consiguió aterrizar sana y salva a pesar de haberse quedado sin sistemas hidráulicos a bordo, y el avión pudo ser reparado.

A330 de DHL poco después del impacto
El A330 de DHL poco después del impacto

Se especula con que el Ilyushin Il-76 de TransAVIAexport Airlines que se estrelló el 23 de marzo de 2007 llegando al aeropuerto de Mogadiscio puede haber sido derribado también por un misil, pero las autoridades de Somalia insisten en que fue un accidente.

Además, si tal y como dicen los que defienden la implantación de este tipo de contramedidas es tan fácil conseguir estos misiles en el mercado negro, ¿que impediría a los terroristas disparar cuatro o cinco misiles simultáneamente contra un avión, en cuyo caso el sistema de contramedidas se vería desbordado?

La propia American Airlines dice que tampoco es que tenga especial interés en instalar esos dispositivos en sus aviones, pero que ha decidido colaborar en las pruebas por si alguna vez las autoridades decidieran hacer obligatoria su instalación, aunque piensan que la relación coste-beneficio (se estima que el coste de instalación sería de entre 500.000 y 1 millón de dólares por avión, por no hablar del mantenimiento) no lo justifica.

Yo creo que harían mejor en montar los cacharros esos apuntando hacia delante y reprogramarlos para espantar bandadas de pájaros (sí, esos animales con alas), que ciertamente han sido responsables de muchos más incidentes, accidentes y muertes que los misiles portátiles en cuestión:

A319 EC-HGT y bandada de pájaros
Airbus A319 «Icnitas de Enciso» a punto de aterrizar en Barajas en medio de una bandada de pájaros.

UH60 vs cigüeña
UH60 vs grulla

B757 de ThomsonFly tras la ingesta de un pájaro en el motor de estribor
Boeing 757 vs pájaros, incluye vídeo

(Vía The J-Walk Blog.)