Julio2019

Por @Alvy — 31 de Julio de 2019

La planta energética humana

El proyecto Human Power Plant consiste en investigar las posibilidades de reducir la demanda de energía y –por qué no– crearla humanamente cuando se necesita. En cierto modo es como construir una pequeña planta energética humana donde todo funciona a pedales y mecanismos que de un modo u otro generan energía.

Ya hay varias versiones en forma de prototipos, instaladas en almacenes semiabandonados. Los ingenios parecen sacados de una película apocalíptica estilo Mad Max: barras metálicas, aparatos que parecen de gimnasia, tanques de agua.

Combinados con un toque artístico algunos producen sonidos que luego se convierten en música, lo que le da un toque happyflower al asunto. La idea es acabar construyendo un edificio completo alimentado por energía humana, con 750 habitaciones divididas en decenas de plantas. Allí la gente en vez de hacer gimnasia para ponerse mazaos lo haría por necesidad imperiosa para recargar sus móviles o hacer funcionar los ordenadores o el microondas.

La planta energética humana

Además de eso, todo reciclaje y reutilización se considera bueno: duchas comunes, lavaderos de ropa compartidos… Hasta los desechos se enviarían al sótano para, junto con los excrementos y resto de inmundicias ser convertidos en biogás. El edificio de momento sólo está en Photoshop, y tiene una pinta un tanto extraña, con caras felices en salas en las que la gente es tratada como los hamsters. Veremos a dónde son capaces de llegar.

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear
Por @Wicho — 31 de Julio de 2019

La cápsula de carga Progress MS-12, con unos 3.000 kilos de combustible, agua, oxígeno y provisiones y experimentos para la tripulación de la Estación Espacial Internacional, ya está lista en la Plataforma de lanzamiento número 31 del cosmódromo de Baikonur.

El lanzamiento correrá a cargo de un Soyuz-2.1a y está programado para las 14:13, hora peninsular española, del 31 de julio de 2019. Se podrá seguir a través de Internet a través de Roscosmos o a través de NASA TV.

La idea es usar la trayectoria de aproximación de dos órbitas que ya utilizó la Progress MS-11, con lo que la ventana de lanzamiento es instantánea. Así, su atraque en el módulo Pirs de la EEI está previsto para las 17:35, maniobra que también se podrá seguir a través de Internet.

El Soyuz-2.1a está dotado de sistemas de guiado más precisos que los de las versiones anteriores de este venerable cohete. Entre otras cosas son los que le permiten lanzar las cápsulas en estas trayectorias rápidas. Por eso está previsto que en cuanto las cápsulas Soyuz estén certificadas para su lanzamiento por el Soyuz-2.1a –la primera prueba será la de la Soyuz MS-14 en agosto– también los lanzamientos tripulados lleguen en poco más de tres horas a la EEI.

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear
Por @Alvy — 30 de Julio de 2019

El Megapack de Tesla: una megabatería de 3 MWh para alimentar empresas, ciudades o lo que haga falta

Tesla ha presentado el Megapack, una especie de megabatería gigantesca en formato modular de 3 megavatios-hora (MWh) con un inversor de 1,5 MW, sistema térmico, fusibles y controles. Visto por fuera es como un contenedor. Simplemente llegas, enchufas y tienes corriente alterna, como la de la red.

Juntando muchos Megapacks se puede llegar a construir un sistema más grande, de hasta 1 gigavatio-hora. Algo de ese tamaño tendría capacidad para alimentar a todos los hogares de San Francisco durante 6 horas. (Ojo: sólo «hogares», lo cual no es toda la ciudad, pero como comienzo no está nada mal.) Y no me atrevo ni a calcular la cantidad de iPhones o coches Tesla que podría cargar de una sentada.

El Megapack se recarga utilizando cualquier tipo de energía renovable: eólica, solar, hidráulica, mareomotriz, etcétera. O bien la electricidad de la red convencional, por ejemplo para garantizar la estabilidad en zonas donde haya cortes ocasionales y convenga tener energía de reserva garantizada de forma masiva.

El Megapack de Tesla: una megabatería de 3 MWh para alimentar empresas, ciudades o lo que haga falta

Según cuentan en las hojas de datos los Megapacks ocupan un 40% menos espacio y requieren diez veces menos componentes que instalaciones equivalentes, lo que permite instalarlo diez veces más rápido. La idea es poder construir con ellos miniredes (minigrids) de electricidad, independientes de la red eléctrica común convencional. En algunos sitios como en Hornsdale (Australia) donde se llevó a cabo un proyecto piloto, parece que funcionó bien y se ahorraron unos 40 millones a la par que ganaron en estabilidad.

De momento no se sabe mucho más de disponibilidades y precios, hay un formulario para las empresas y organizaciones interesadas en saber más. Pero seguro que con el genio de la publicity que es Elon Musk tan pronto como haya avances relevantes los oiremos de su mismísima voz.

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear
Por @Alvy — 30 de Julio de 2019

Directrices éticas para una inteligencia artificial fiable

Este documento desarrollado por expertos para la Comisión Europea es una guía ética para una IA fiable que trata básicamente de «promover una inteligencia artificial fiable» cuando los programadores y las empresas trabajen en el desarrollo de este tipo de tecnologías. Me encantaría hacer un paralelismo con las tres leyes de la robótica de Asimov, pero es que no es comparable, además de que sabemos que esas leyes no funcionan ni funcionarían nunca.

El documento completo de más de 50 páginas es este:

Las directrices tratan básicamente de abarcar «tres componentes que deben satisfacerse a lo largo de todo el ciclo de vida del sistema», a saber:

  • (a) La IA debe ser lícita, es decir, cumplir todas las leyes y reglamentos aplicables.
  • (b) La IA de ser ética, de modo que se garantice el respeto de los principios y valores éticos.
  • (c) La IA debe ser robusta, tanto desde el punto de vista técnico como social, puesto que los sistemas de IA, incluso si las intenciones son buenas, pueden provocar daños accidentales.

Obsérvese para empezar el problema que alguna de estas directrices suponen. «Una IA debe cumplir las leyes». Para que esto funcionara de forma infalible requeriría tener una lista completa de las leyes y un método de interpretarlas de forma infalible. Algo que hoy en día ni siquiera sabemos hacer los humanos: las leyes son ambiguas, las interpretan los jueces, que a veces son rebatidos por otros jueces… Es un problema bien conocido.

Luego se desarrolla cada uno de los apartados, cubriendo áreas como la acción y supervisión humanas, la solidez técnica y la seguridad o la gestión de la privacidad y de los datos. También es importante la transparencia, lo cual se refiere a la trazabilidad, explicabilidad y la comunicación. Y otro componente no menos importante son la diversidad, no discriminación y equidad, el bienestar social y ambiental y la rendición de cuentas.

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear