Por @Wicho — 7 de Junio de 2021

Una azafata con el AR-10 en las manos – KLM
Una azafata con el AR-10 en las manos – KLM

El hilo de fotografías históricas de domingo de Shine McShine de ayer incluía una en la que se ve a una azafata de KLM vestida con ropa de abrigo y con un fusil de combate ArmaLite AR-10 en las manos. Y no es un fotomontaje: en 1958 la aerolínea neerlandesa empezó a ofrecer vuelos a y desde Tokyo vía Anchorage –y por tanto sobre el Ártico– en los que esa arma formaba parte del equipo estándar que iba a bordo.

Volar esta ruta aproximaba los vuelos a su ruta más corta a la vez que evitaba sobrevolar la URSS. Pero también suponía el riesgo extra de que el avión tuviera que amerizar o aterrizar en ruta en una zona en la que las temperaturas están muy por debajo de cero. Por eso en esos vuelos se llevaba a bordo un kit de superivencia que incluía sacos de dormir, tiendas de campaña, una balsa, una pala, raquetas de nieve, una estufa de campamento, ropa para el frío, un hacha y el citado fusil de combate ArmaLite AR-10 que usaba cartuchos de 7,62×51, estándares en la OTAN. En total eran unos 400 kilos de material.

El kit de supervivencia polar, AR-10 incluido – KLM
El kit de supervivencia polar, AR-10 incluido – KLM

Los AR-10 de KLM eran una versión especial con cañón de 40,6 centímetros de longitud frente a los 52,8 de la versión estándar. Carecían de supresor de fogonazo –a lo mejor para asustar a los osos– y además sólo podían disparar en modo semi-automático, a diferencia de los AR-10 estándar que también se podían poner en modo automático.

Por lo visto KLM impartió a las tripulaciones de los vuelos en cuestión formación en materia de supervivencia y, es de suponer, algunas nociones sobre el manejo de las armas. Pero al parecer nunca llegaron a disparar los rifles; el consejo era que simplemente apuntasen entre los omóplatos de un oso polar que les estuviera atacando.

Afortunadamente ningún vuelo de KLM en esa ruta tuvo que usar nunca el equipo de supervivencia. Y para cuando a principios de los 70 los Boeing 747 sustituyeron a los Douglas DC-7s y DC-8-53s dejaron de usarlos ya que se suponía que en caso de emergencia había los medios para alcanzar los supervivientes en menos de 24 horas.

Relacionado,

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD




Un libro de @Alvy y @Wicho

Se suponía que esto era el futuro | un libro de Microsiervos, por Alvy y Wicho

Se suponía que esto era el futuro
Ciencia, tecnología y mucho más
www.microsiervos.com/libro


PUBLICIDAD