Por @Wicho — 6 de Febrero de 2019

Hoy hace un año desde que la imagen de los dos propulsores laterales del primer Falcon Heavy aterrizando juntos se nos quedaba grabada en la memoria para siempre a todas las personas del mundo que sufrimos de esa curiosa condición conocida como espaciotrastorno. Y a muchas otras personas también porque fue sencillamente espectacular; digna de cualquier película de ciencia ficción. Solo que no era una película sino ciencia aplicada, también conocida como tecnología.

Aquel primer lanzamiento ponía en órbita el Tesla Roadster de Elon Musk «pilotado» por Starman, un maniquí que llevaba puesto el traje espacial que utilizarán los tripulantes de la Crew Dragon. Le acompañaban las firmas de los empleados de la empresa.

El utilizar ese coche como carga del cohete fue porque al ser el primer lanzamiento nadie quería arriesgar una carga útil pero el cohete necesitaba llevar lastre para comprobar su capacidad. Y en vez de usar un bloque de hormigón –por ejemplo– Elon Musk decidió utilizar un lastre más estiloso.

Un coche con vistas
Ese Don't Panic! fue un detalle absolutamente friki

El lanzamiento fue bien, aunque se perdió el núcleo central del cohete, y en aquel momento se estimaba que la primera misión de verdad de un Falcon Heavy sería lanzada en junio de 2018 con la misión Space Test Program-2 del Departamento de Defensa de los Estados Unidos.

Pero al final esta primera misión de un Falcon Heavy se ha ido retrasando y según los planes actuales se estrenará con el lanzamiento del satélite de telecomunicaciones Arabsat-6A, de unos 6.000 kilos de peso. Los papeleos que está haciendo SpaceX para conseguir los permisos pertinentes indican que podría producirse en una ventana que se abre el 3 de marzo, aunque todavía no hay confirmación oficial.

La misión STP-2, por su parte, podría ser lanzada en abril, aunque de nuevo está sin confirmar y dependerá también del resultado del lanzamiento del Arabsat-6A.

Y esas son las dos únicas misiones previstas por ahora para el Falcon Heavy en 2019 porque tampoco hay una gran demanda para lanzamientos tan pesados, además de que las mejoras en las prestaciones de los Falcon 9 han hecho que un buen número de lanzamientos que antes requerían un Falcon Heavy puedan ser ahora llevadas a cabo con su hermano pequeño.

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD

Microsiervos Selección


Almost Astronauts: 13 Women Who Dared to Dream

EUR 24,29 (Reseña en Microsiervos)

Comprar


Chasing New Horizons: Inside the Epic First Mission to Pluto

EUR 14,99 (Reseña en Microsiervos)

Comprar


Contact

EUR 8,51

Comprar


Amazon Associates

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

Más libros y productos en:

Microsiervos Selección