Por @Wicho — 26 de Febrero de 2020

Después de una primer intento en el que el motor reventó PDL Space, tras rediseñarlo, ha conseguido al fin hace un encendido completo del motor Teprel-B que propulsará su cohete Miura 1. 120 segundos, dos minutos, es lo que necesitan para que el cohete alcance el impulso necesario para llegar a la altitud prevista.

El Miura 1 es un cohete de una etapa con una capacidad de carga de 100 kilos. Se pueden repartir en hasta cuatro compartimentos distintos para lanzamientos compartidos. Ofrece alimentación eléctrica para las cargas que lleve a bordo así como almacenamiento y transmisión de datos. Proporciona hasta cuatro minutos en microgravedad una vez en la parte alta de su trayectoria, que está previsto que alcance n apogeo de 150 kilómetros. El cohete, además, es reutilizable.

Impresión artística del Miura 1 en vuelo
Impresión artística del Miura 1 en vuelo – PLD Space

Aparte de volar con los experimentos que contraten espacio en él servirá también como plataforma de pruebas y desarrollo para el Miura 5, el cohete orbital de la empresa.

El Centro Alemán de Tecnología Espacial Aplicada y Microgravedad (ZARM) será el cliente del primer lanzamiento de un Miura 1. El resto de los compartimentos de ese lanzamiento irán ocupados por instrumentación para medir los parámetros del vuelo. ¿La fecha? Pues veremos. Sólo cabe afirmar que con esta prueba con éxito del Teprel-B el día del primer lanzamiento está más cerca.

Relacionado,

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD