Por @Wicho — 7 de Noviembre de 2018

Lanzamiento del MetOp-C - Jeremy Becj / Spaceflight Insider
Lanzamiento del MetOp-C - Jeremy Becj / Spaceflight Insider

El segundo Soyuz ST lanzado en 2018 cumplió a la perfección con su misión y tras despegar a la 1:47:27, hora peninsular española, del 7 de noviembre de 2018, ha dejado al satélite meteorológico MetOp–C en una órbita sincrónica al Sol de 803×807 kilómetros y 98,7 grados de inclinación, tal y como estaba previsto.

Es el tercer y último satélite de la serie MetOp, pues a partir de 2021 o 2022 serán lanzados los MetOp SG, de segunda generación.

Dado que tanto el MetOp–A como el MetOp–B, lanzados en 2006 y 2012 respectivamente, siguen aún en funcionamiento el MetOp–C se unirá a ellos en la recolección de datos sobre nuestra atmósfera, datos que son utilizados en los modelos de predicción meteorológica. Se estima que gracias a los datos obtenidos por los MetOp y los POES (Polar Operational Environmental Satellites, Satélites medioambientales polares) de la NOAA, con los que comparten instrumentos, los modelos ganan un 30% de precisión.

El lanzamiento del MetOp–C es importante porque además de aumentar la cadencia de toma de datos diaria refuerza la posibilidad de que haya continuidad en los datos recogidos por los MetOp y los POE hasta que empiecen a ser lanzados los MetOp SG. Y esa continuidad en los datos es de gran ayuda en tanto el análisis diario para las predicciones meteorológicas como en el análisis de tendencias a largo plazo para entender el comportamiento de la atmósfera y fenómenos como el calentamiento global.

Viene ahora una fase de comprobación de sus sistemas y de calibración de sus instrumentos que terminará a finales de enero, con lo que se espera que el MetOp–C empiece a proporcionar datos a los usuarios en primavera de 2019.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear