Por @Wicho — 14 de Marzo de 2022

Lowepro ProTactic TLZ 75 AW II junto a una reflex Canon con zomm 70-200 2,8 – LoweproComo sabe cualquiera que tenga una cierta afición a la fotografía nunca se tienen suficientes bolsas para llevar el equipo. Según lo que vayamos a hacer y queramos llevar necesitaremos una u otra. Pero yo últimamente me veía cada vez más llevando la cámara –una Canon EOS 5D MarkIII– con el 100-400 f/4.5-5.6L o con el 70-200 f/2.8L, así que me puse a buscar una bolsa sólo para eso. Y acabé pillando una Lowepro ProTactic TLZ 75 AW II, que después de haberla usado me parece perfecta para el combo réflex con objetivo zoom largo.

El compartimento principal de la bolsa mide 16×15,5× 30 cm y en él cabe perfectamente la cámara con cualquiera de los dos objetivos citados. Yo la uso sin empuñadura pero también cabe con empuñadura. Pero además tiene un truco extra: una cremallera en su parte inferior permite extender el compartimento en 8 centímetros de tal modo que puedes guardar en ella la cámara con el objetivo con el parasol puesto en posición de disparo. El único problema que le vi es que para meter la cámara dentro de la bolsa con la correa –yo uso una Lowepro Transporter– es mejor si te acuerdas antes de enrollarla al objetivo. Si no, queda poco espacio para arriba como para poder meterla y cerrar la bolsa.

El compartimento principal incluye dos divisores que te permite llevar la cámara con un objetivo más corto sin que se vaya al fondo y un accesorio o dos por debajo del o de los divisores, aunque la accesibilidad no es gran cosa, ya que además de sacar la cámara tienes que despegar al menos uno de los velcros que los sujetan en su sitio para acceder a esos accesorios. Y los velcros sujetan fuerte.

La tapa, que se abre hacia afuera, se abre y se cierra con una cremallera con un par de correderas que permiten cerrarla del lado que prefieras. Las dos tienen unas anillas grandes que ayudan a tirar de ellas incluso aunque lleves guantes. En su parte superior tiene un compartimento de 16×18×2,5 cm con un par de bolsillos para tarjetas de memoria y otro más grande en el que puedes meter algún tipo de documentación o algún accesorio pequeño y delgado. El compartimento superior se abre y cierra con una cremallera con un pasador y un lazo.

La bolsa abierta – Lowepro
La bolsa abierta – Lowepro

En la parte trasera –la que va contra la cadera cuando la llevas colgada al hombro– hay un asa para llevarla en la mano. No es especialmente acolchada pero con el equipo que puedes meter razonablemente en la bolsa no es un problema porque tampoco va a pesar tanto.

De todas formas lo habitual, al menos para mí, es usarla con la correa que te permite llevarla al hombro o cruzada sobre el pecho. Se puede alargar hasta los 150 cm, lo que es suficiente incluso para un tipo grande como yo. Incluye una hombrera acolchada y se engancha a la bolsa en dos anillas en D que tiene a los lados y que se pueden ver en la foto anterio. Tanto las anillas como los enganches de la correa son metálicos. La bolsa viene además con otra correa que se engancha a otras dos anillas en D más pequeñas que van en la parte inferior y que junto con la principal permiten formas una especie de arnés para llevar la bolsa sujeta por delante del cuerpo. Otra opción es usar el pasador para cinturón que tiene en la parte posterior para llevarla a la cintura.

Uno de los laterales y el frontal tienen enganches compatibles con el sistema SlipLock de Lowepro, con lo que puedes añadir una o dos fundas extra para llevar objetivos más cortos en el exterior de la bolsa, una funda para móvil, etc. Yo utilicé una de esas fundas para llevar también conmigo en un viaje el 24-105 f/4L con su parasol, por ejemplo.

En el frontal hay también un pequeño bolsillo elástico en el que puedes meter, por ejemplo, la tapa del objetivo, un boli, o cosas similares. Aunque si colocas algún accesorio SlipLock en el soporte frontal no podrás acceder a este bolsillo.

Finalmente, como es de rigor en las bolsas AW de Lowepro la ProTactic TLZ 75 AW II tiene una funda para proteger las bolsa y su contenido de la lluvia, nieve, polvo y arena. Mientras no la necesitas queda convenientemente escamoteada en su bolsillo.

En fin, que por si no se había notado, estoy encantado con la compra. Y por 78€ en Amazon me parece más que recomendable para llevar cómodamente y proteger equipos que cuestan muchos miles de euros. Por no hablar de proteger nuestras espaldas, que no tienen precio.

_____
El enlace a Amazon lleva nuestro código de asociado, así que si compras el libro a través de él es posible que cobremos algo en forma de comisión.

Compartir en Flipboard Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD


Desarrolla más rápido con Xojo