Por @Alvy — 14 de Noviembre de 2020

Este vídeo de Nostalgia Nerd resume varias décadas gloriosas acerca de un tema muy particular: el algoritmo/formato de compresión ZIP y por extensión otros que fueron muy populares por diversas razones en los años 90, como ARC, ZOO, ARJ y por supuesto ZIP, que salió victorioso de aquellas épicas guerras.

Lala historia se remonta a 1952, cuando apenas ordenadores como tales. David Huffman del MIT ya se entretenía en describir la codificación Huffman como algoritmo de compresión; la base de sus ideas se utilizó de una forma u otra en muchos productos relacionados. En los años 80 y 90 les llegó su oportunidad: hablamos de la era de las BBS y los comienzos de Internet; por aquel entonces comprimir datos «sin pérdida» suponía directamente ahorrar dinero en las largas llamadas telefónicas de conexión.

Entonces fue cuando Thom Henderson y Andy Foray constituyeron Software Enhancement Associates (SEA) que sería la primera empresa en lanzar un producto de compresión de archivos: ARC (1985); de aquella época fue también ZOO, que hacía más o menos lo mismo pero no fue tan popular. ARC utilizaba la fórmula del shareware («paga si te gusta»), algo relativamente nuevo por aquel entonces.

Por aquella época Phil Katz montó una empresa también familiar, PKWARE. Copió el código de ARC, le añadió algunas mejoras y lanzó una utilidad que comprimía y descomprimía tanto en los formatos ZIP como ARC, llamada PKZIP. También lo ofrecía de forma gratuita: gratis para usuarios que sólo necesitaran descomprimir, de pago para empresas que quisieran también comprimir.

La guerra estaba servida. Aunque desde fuera la comunidad apoyaba a Phil Katz por estar más cerca de los ideales de internet y del software primigenio (copiar, usar, modificar, publicar), SEA también era una empresa familiar muy pequeña, aunque aquello de «pagar por software (si lo usas)» no gustaba mucho y se veía contrario a esa filosofía.

En el subsiguiente juicio se demostró que efectivamente Katz había copiado el código literalmente (erratas incluidas) aunque las mejoras que introdujo lo hacían superior al original, por ejemplo porque parte estaba en ensamblador y no en lenguaje C. En 1988 se resolvió todo con un pago simbólico por el uso del código de ARC y un porcentaje (6,5%) de royalties en el futuro a abonar a por PKWARE a la gente de SEA. De ese acuerdo salieron también las últimas versiones ya 100% legales: PKARC y PKPAK.

A partir de ese momento PKWARE se concentró en ampliar el formato ZIP, más rápido, eficiente y versátil y de hecho acabó convirtiéndose en el estándar para todas las plataformas, aunque curiosamente el primer Windows no lo incluía. PKWARE crecería hasta ser una empresa valorada en millones de dólares; algo que tristemente no disfrutó demasiado Phil Katz, quien murió con 37 años en 2000 debido a problemas derivados del alcoholismo.

Para que esta historia fuera completa habría que mencionar otros como ACE (tuvo una vida corta), RAR y GZIP. Imagino que para en otras capítulos podrán narrar las no menos apasionantes historias de los formatos de compresión de imágenes como GIF y PNG o todos los algoritmos «con pérdida» como el popular JPEG y los AVI, MPEG y similares para vídeo.

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear



PUBLICIDAD

Desarrolla más rápido con Xojo