Por @Alvy — 3 de Julio de 2018

En este vídeo de las TED Talks el ingeniero y diseñador de prótesis biónicas Hugh Herr cuenta cómo desarrollan en el MIT la tecnología para «mejorar nuestros cuerpos», hasta tal punto que como bien dice redefinen el potencial humano y nos convierten en superhéroes.

Él mismo sufrió un accidente durante una aventura en la montaña y le tuvieron que amputar las dos piernas. Ahora son 24 sensores, 6 microprocesadores y varios motores que funcionan a modo de tendones. «Básicamente soy un montón de tuercas y tornillos de la rodilla para abajo». La técnica que emplean es bien conocida: sensores que detectan los impulsos nerviosos y que han aprendido los patrones de movimiento previstos. «Cuando piensas en moverte, las piernas simplemente se mueven». No un cíborg, pero casi.

El principal problema de esta tecnología es que no proporciona retroalimentación o feeback a la persona: el sistema nervios-cerebro de propiocepción que es «la capacidad de sentir la posición relativa de partes corporales contiguas» está cortado. Algunas personas sienten miembros fantasma, pero no «señales» reales.

Pero como todo sistema, la propiocepción es hackeable. En el MIT tienen un sistema llamado MIA, que envía las señales que detectan sensores de las piernas artificiales al cerebro a través de los mismos nervios que los controlan. De este modo al pisar se puede sentir que se pisa, y lo mismo con las manos y otras partes del cuerpo. Gracias a esto ya es un cíborg, o casi.

Relacionado:

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear