Por @Wicho — 16 de Noviembre de 2022

Estado de los paneles solares de InSight a su llegada y ahora – NASA/JPL-Caltech
Impresión artística –probablemente ya desfasada– de un HLS aterrizando en la Luna – SpaceX

La NASA acaba de anunciar que ha adjudicado a SpaceX la construcción del aterrizador de la misión Artemisa 4. Este aterrizador es un poco como el Guadiana, porque aparece y desaparece a ratos según la agencia cambia de opinión sobre si Artemisa 4 (oficialmente Artemisa IV) va a incluir un descenso a la superficie de la Luna o no.

Pero en la versión actual de la misión sí hay alunizaje. Así que se lo ha adjudicado mediante una modificación del contrato en el que le daban la construcción de un aterrizador para hacer una misión de demostración no tripulada y luego la misión Artemisa III. El valor de la modificación del contrato es de 1.150 millones de dólares. Se suman a los 2.900 del contrato original. Las dos cantidades son fijas, lo que quiere decir que cualquier sobrecoste se lo come SpaceX, que así se ve incentivada a no pasarse de presupuesto.

El aterrizador –Human Landing System, HLS– para Artemisa 4 incorporará lo aprendido con las misiones anteriores, además de las modificaciones necesarias para que pueda acoplarse a la estación lunar Gateway en vez de directamente a una cápsula Orión.

Y de lo de la estación Gateway viene lo de la indecisión acerca de la misión. Además de un alunizaje –o no– Artemisa 4 tiene como objetivo lanzar el módulo I-Hab de la estación, que es un módulo que la dotará de más espacio habitable, así como de varios puertos de atraque. Se tiene que acoplar con los módulos PPE, de Power and Propulsion Element, Elemento de potencia y propulsión y HALO, de Habitation And Logistics Outpost, que habrán sido lanzados por SpaceX, en teoría en mayo de 2024.

Pero para lanzar el I-Hab la NASA necesita que esté en servicio el cohete SLS Bloque 1B, que utiliza una etapa superior más potente del que hoy mismo ha lanzado la misión Artemisa I. Esa versión del SLS necesita a su vez una nueva plataforma de lanzamiento móvil.

Todo esto son muchas cosas que dependen una de otra, demasiadas probablemente. Así que lo de que Artemisa 4 será lanzada en 2027 hay que cogerlo con unas pinzas muy grandes. Pero mejor soñar cosas grandes, en especial hoy, que conformarse con lo que hay.

Para Artemisa V la NASA espera poder contar ya con el otro aterrizador que va a contratar; así no dependerá de un sólo proveedor.

Compartir en Flipboard Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD


Desarrolla más rápido con Xojo