Por @Wicho — 10 de Febrero de 2022

Antes conocida medio informalmente como Lagrange porque va a estar ubicada en el punto de Lagrange L5 del sistema Sol–Tierra, la misión de meteorología espacial de la Agencia Espacial Europea (ESA) acaba de recibir su nombre oficial, Vigil. Su lanzamiento está previsto para mediados de la década actual.

Logo de la misiónVigil viene del latín vigilis exceptus, significa centinela o guardia, y de vigilia significa velar, mantenerse alerta por la noche y el acto de permanecer de guardia de forma entregada. Y es que el objetivo en la vida de la misión es observar el Sol desde L5, un punto que queda a 150 millones de kilómetros por detrás de nuestro planeta pero en la misma órbita. Eso le permitirá detectar actividad solar potencialmente peligrosa antes de que la rotación del Sol ponga la Tierra «a tiro». Y desde allí también observará el espacio entre el Sol y nosotros por si acaso.

El nombre fue propuesto por Francois Gosselin y es el ganador de un concurso al que se presentaron 5.422 propuestas que poco a poco fueron siendo filtradas por un equipo del departamento de Comunicación de la ESA y de la Oficina de Meteorología Espacial que al final propuso nueve nombres a un jurado que tomó la decisión final.

Impresión artística de Vigil en el espacio – ESA/A. Baker, CC BY-SA 3.0 IGO
Impresión artística de Vigil en el espacio – ESA/A. Baker, CC BY-SA 3.0 IGO

Con esto podremos recibir avisos anticipados para poner satélites en modo seguro, para que tripulantes de misiones espaciales se protejan, y para preparar sistemas en tierra que puedan verse afectados. Que se lo digan, por ejemplo, a SpaceX, que acaba de perder 40 satélites recién lanzados a causa de una tormenta geomagnética.

El trabajo de Vigil se verá complementado por el de la misión Space Weather Follow On-Lagrange 1 (SWFO-L1, Seguimiento de la meteorología espacial-Lagrange 1) de la Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica, más conocida como NOAA. Su lanzamiento está previsto para febrero de 2025 y estará en el punto de Lagrange L1, a un millón y medio de la Tierra en dirección al Sol. Desde allí podrá monitorizar de forma continua el viento solar y las partículas energéticas que se dirigen a la Tierra.

Relacionado,

Compartir en Flipboard Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD

CEV: Técnico Superior en Desarrollo de Aplicaciones Multiplataforma