Por @Wicho — 19 de Enero de 2022

Con el lanzamiento de 49 satélites Starlink la pasada noche SpaceX ha superado la cifra de los 2.000 lanzados. En concreto va por los 2.042. Aunque teniendo en cuenta los que han dejado de funcionar y los que ya han sido desorbitados le quedan vivos unos 1.800, aunque con constelaciones de satélites de este tamaño está previsto que algunos fallen y que haya que irlos sustituyendo periódicamente.

2.042 satélites son un montón de satélites. De hecho hace tiempo que SpaceX es el mayor operador de satélites artificiales del mundo. Pero aún queda lejos la cifra de unos 42.000 satélites que la empresa ha dicho que quiere lanzar para completar la constelación. De ahí la insistencia de Elon Musk en tener listo cuando antes el Starship, ya que les permitirá lanzarlos en lotes mucho más grandes. Aunque habrá que ver si llegan realmente a esa cifra o paran antes, cuando puedan ofrecer servicio más o menos decente en todo el mundo.

Starlink y otras constelaciones similares –China, por ejemplo, tiene planes para lanzar una constelación similar formada por 13.000 satélites– son, por una parte, un gran beneficio para quienes viven en lugares del planeta en los que el acceso a Internet no es bueno. O es inexistente. Y no hace falta irse a sitios muy exóticos para encontrarlos. O pueden serlo si los precios son adecuados.

Pero por otra parte son un problema de cara a conservar un cielo oscuro tanto por conservar su belleza como para no afectar a las observaciones astronómicas, que de hecho ya se ven perjudicadas. Y también de cara a gestionar todo ese tráfico por allí arriba. Por ahora cada quien lanza más o menos lo que le parece cuando le parece. Así que habrá que intentar poner en marcha estrategias de mitigación para ambas cosas. Aunque es complicado cuando hablamos de un sólo cielo pero montones de jurisdicciones a la hora de establecer normas sobre esto.

La primera etapa que hizo el lanzamiento, con el número de serie B1060, aterrizó sin problemas en el espaciopuerto flotante A Shortfall of Gravitas en la recuperación número 103 de una primera etapa por parte de la empresa. La B1060 se une al club de las primeras etapas que han superado 10 lanzamientos. Y lo hace estableciendo un nuevo récord, pues sólo han pasado 567 días desde su primer lanzamiento. Le gana por 27 días a la B1058, que dejaba el récord en 594 días el pasado 13 de enero.

Eso es una cadencia de un lanzamiento cada dos meses para esta primera etapa. Como SpaceX tiene varias en servicio puede mantener una cadencia de lanzamiento combinada de uno a la semana sin demasiados problemas, lo que no está nada mal. Además del ahorro que supone poder reutilizar las primeras etapas.

Las dos mitades de la cofia protectora también eran reutilizadas. En su caso era su segundo vuelo. Y serán pescadas en el mar para su reutilización.

Relacionado,

Compartir en Flipboard Tuitear

Cifitec: Futuros posibles, Vol. 1

Futuros posibles, Vol. 1
Relatos de ciencia ficción y tecnología
CIFITEC