Por @Wicho — 24 de Octubre de 2022

La Progress MS-19 al poco de su partida de la EEI vista con la tierra cubierta de nubes al fondo
La Progress MS-19 al poco de su partida de la Estación Espacial Internacional – Roscosmos

Esta pasada madrugada terminaba la misión de la cápsula de carga Progress MS-19. Como siempre, con una reentrada controlada en la atmósfera sobre una zona remota del Pacífico –la más remota del mundo, de hecho– por si algún resto sobreviviera a la maniobra.

A bordo llevaba materiales de desecho y ya no necesarios a bordo de la Estación Espacial Internacional que han resultado incinerados con ella. Deja allí 2.523 kilos de carga útil. De ellos 431 eran combustible, que fue transferido a los depósitos de la Estación; 40 de oxígeno, que se usa para aumentar su presión relativa en la atmósfera de la EEI cuando es necesario; y 420 de agua para su uso en el segmento ruso. Los otros 1.632 kilos eran suministros y provisiones para la tripulación de la Estación y materiales para experimentos y para la propia Estación, así como seis CubeSat que fueron desplegados por Oleg Artemyev durante un paseo espacial.

Es un trabajo poco glamuroso el de estas cápsulas, pero es fundamental para que la EEI lleve permanentemente habitada desde el 2 de noviembre de 2000. Y es que aunque es capaz de generar su propia electricidad y reciclar parcialmente el agua, sin las toneladas de consumibles que se necesitan cada mes sería imposible mantenerla en funcionamiento.

Es un trabajo que las Progress, que son las más veteranas en la tarea, comparten ahora mismo con las Cygnus de Northrop Grumman y con las Dragon de SpaceX. Aunque está previsto que en unos meses se les una el HTV-X japonés, que es una versión mejorada del carguero HTV. Su entrada en servicio estaba prevista para este año, pero el retraso del cohete H3, que es el que tendrá que lanzarlo, ya lo hace prácticamente imposible.

Mientras, el lanzamiento de la Progress MS-21 está previsto para el día 26; la Progress MS-20 aún está atracada a la EEI. Le seguirán la Cygnus 18 el 6 de noviembre y la Dragon 26 el día 18.

Relacionado,

___

Si te gusta lo que has leído puedes comprar nuestro libro Se suponía que esto era el futuro, que incluye unas cuantas historias sobre el espacio:
Nuestro libro: Se suponía que esto era el futuro

Compartir en Flipboard Tuitear

Cifitec: Futuros posibles, Vol. 1

Futuros posibles, Vol. 1
Relatos de ciencia ficción y tecnología
CIFITEC