Por @Alvy — 25 de Agosto de 2019

Somatic está desarrollando este robot comercial al que básicamente se deja solo en un aseo público y lo limpia de arriba a abajo. Va equipado con visión artificial, escobilla, chorros de agua y vapor y también aspiradora. Y no le hace ascos a nada. (Los vídeos están parte acelerados, parte a velocidad real).

La «fórmula» de funcionamiento es un tanto peculiar, eso sí: lo que busca la empresa es alquilar al robot durante un mes completo para que ayude a los equipos humanos de limpieza. No exactamente venderlo para que reemplace a los humanos.

En mi opinión personal, este tipo de inventos (como las Roombas y similares) son la verdadera revolución robótica; más allá de los «robots inteligentes que hablan y captan los gestos de las personas» y similares. Robots prácticos para el día a día, como salidos de una novela de Stanislaw Lem, capaces de trabajar duro en aquello que a los humanos no les gusta mucho. En el blog de la empresa que lo desarrolla están contando cómo evoluciona el proyecto; cada mes publican un nuevo vídeo.

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD