Por @Wicho — 9 de Diciembre de 2021

Anna Kikina entrenándose en una Soyuz – Roscosmos
Anna Kikina entrenándose en una Soyuz – Roscosmos

En el verano de 2020 Dmitri Rogozin, el director de Roscosmos, la agencia espacial rusa, anunciaba que Anna Kikina iba a volar a la Estación Espacial Internacional (EEI) en 2022. En principio iba a hacerlo en septiembre de ese año a bordo de la Soyuz MS-22. Pero Rogozin acaba de confirmar que ocupará la cuarta plaza en la misión Crew–5, lo que la convertirá en la primera tripulante de Roscosmos en volar en una Crew Dragon.

Volará junto con Nicole Aunapu Mann –quien a su vez eastaba asignada a la primera misión tripulada de una Starliner– y John A. Cassada de la NASA y Koichi Wakata de la JAXA, la Agencia Japonesa de Exploración Aeroespacial.

Esto es fruto de la entrada en vigor del acuerdo entre la NASA y Roscosmos para intercambiar asientos en las Crew Dragon y las Soyuz y –algún día– en la Starliner de Boeing. De este modo ninguna de las agencias pagará por lanzar a alguien en las cápsulas de la otra, a diferencia de lo que ocurría hasta ahora con la NASA pagando bastantes millones de dólares por cada asiento que usaba de una Soyuz.

Anna Kikina se convertirá así en la quinta astronauta rusa si sumamos las del programa espacial soviético y las del ruso. Y la primera en visitar la EEI en 22 años.

Relacionado,

Compartir en Flipboard Tuitear

Cifitec: Futuros posibles, Vol. 1

Futuros posibles, Vol. 1
Relatos de ciencia ficción y tecnología
CIFITEC