Por Nacho Palou — 20 de Junio de 2015

Ola-Picaporte-Huella-Dactilar

El picaporte Ola utiliza la tecnología de detección de huella dactilar empleado en algunos smartphones como llave, de modo que basta con coger el picaporte y colocar el pulgar en el lector de huellas dactilares para desbloquear la cerradura y abrir la puerta, todo en menos de un segundo.

Según sus diseñadores este método de acceso sin llave es mucho más rápido que las cerraduras que se abren y cierran desde el teléfono móvil, ya que no es necesario sacar el teléfono ni conectarse a la cerradura para operarla. La otra ventaja es común al resto de cerraduras conectadas: hace innecesario llevar y utilizar llaves físicas, lo cual es especialmente cómodo en lugares más o menos transitados como oficinas.

Ola-Picaporte-Huella-Dactilar-App

Por lo demás se trata de una cerradura de huella dactilar convencional, con la ventaja de que no requiere instalaciones específicas y accesorias: todo el mecanismo se integra en un picaporte convencional, por lo que se puede instalar en cualquier puerta; tampoco es necesario cablear para la alimentación eléctrica y la configuración del picaporte. Toda la gestión —también añadir o quitar huellas autorizadas— se hace directamente contra el picaporte de forma inalámbrica, utilizando un ordenador o teléfono móvil.

La cerradura Ola utiliza cuatro pilas convencionales de tipo AA, con una duración calculada de unos dos años (más de 30 000 usos) y además dispone de otras 4 pilas de respaldo y de una entrada de alimentación USB para suministrar electricidad externa a la cerradura en caso de que ésta se haya quedado sin pilas.

Compartir en Facebook  Tuitear
Por @Alvy — 16 de Junio de 2015

La gente de Intelligent Enviroments ha lanzado una propuesta curiosa que han dado en llamar #EmojiPasscode: utilizar los populares emojis para formar contraseñas. La idea es que esto proporciona dos ventajas: las combinaciones son más fáciles de recordar y además son más seguras que los tradicionales números PIN.

En cuanto a la facilidad la idea es que las personas somos mejores recordando caras e imágenes, de modo que se puede emplear algo como Yate-Flamenca-Guiño-Guiño en vez del aburrido 2765. Una aplicación especial permite seleccionar entre 44 emojis distintos para un código de 4 imágenes.

En cuanto a seguridad, han calculado que es «480 veces más seguro» que un PIN, al menos comparando el número de permutaciones posibles (sin repetir ningún dígito), que son 7290, frente a las 3 498 308 distintas que proporcionan los 44 emojis. Unos pequeños cálculos muestran que en este tipo de fórmulas alternativas suele ser recomendable fácil aumentar la longitud de la contraseña a 6 u 8 posiciones que el número de dígitos o imágenes posibles.

De hecho se comenta que en el próximo iOS de Apple las combinaciones de encendido y para salir del salvapantallas llevarán 6 dígitos en vez de 4, aunque serán compatibles con los de 4. Por otro lado, los PIN actuales de los teléfonos móviles admiten más de 4 dígitos –como puedes comprobar modificando el de tu teléfono– aunque muy poca gente lo sabe y menos todavía los utilizan.

Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 2 de Junio de 2015

Tsa Firearms Discovered 2014

En Huffington Post, TSA Fails 95 Percent Of Airport Security Tests Conducted By Homeland Security, vía The Loop,

Tras realizar una serie de pruebas, agentes de Seguridad Nacional [agencia de EE UU equivalente al Ministerio del Interior] fueron capaces de introducir explosivos falsos1, armas y otros bienes de contrabando a través de controles de seguridad de los principales aeropuertos del país, según informa ABC News. La Agencia para la Seguridad en el Transporte (TSA) falló en 67 de las 70 pruebas realizadas por agentes infiltrados entre los pasajeros con el fin de evaluar los controles de seguridad.

Las pruebas básicamente consisten en que cada agente debe intentar pasar por el control de seguridad algún objeto prohibido, objetivo que lograron en el 95 por ciento de las ocasiones.

La TSA encuentra en el equipaje de mano de los pasajeros, de promedio, seis armas de fuego cada día — donde armas de fuego incluye rifles de asalto. De modo que, al parecer, más de un pasajero ha viajado en avión con uno de esos trastos en la mochila (!)

* * *

Aunque probablemente te quiten un bote de colonia de 150 ml, en realidad puedes subir al avión con una navaja, siempre y cuando la hoja tenga menos de seis centímetros de longitud medido desde el extremo del mango hasta la punta, caso de una navaja suiza de las pequeñas. Fuente: [PDF] Artículos prohibidos en aeronaves. Normativa europea sobre seguridad aérea.

Objetos-Punzantes o con Filos en Aviones

Y ahora vas y lo intentas.


1. Quiero creer que sin son ‘explosivos falsos’ la máquina no los detecta. Quiero creer.

Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 20 de Mayo de 2015

Aquí van tres métodos diferentes para hacer duplicados de llaves en casa, de forma artesanal y tosca pero que pueden funcionar dependiendo en gran parte del tipo de llave, de los materiales y de la habilidad de cada uno.

No todos los métodos sirven para todas las llaves y probablemente tendrás una ferretería o una zapatería o un sitio similar cerca de casa — donde te harán la copia más cómoda y rápidamente. Aunque en mi experiencia rara vez son capaces de copiar una llave que funcione bien o que haya que repasar n veces, el resultado al final siempre será mejor y más duradero.

Lo curioso de este asunto tiene que ver más bien con cómo cambia la percepción acerca de algo que parece complicado y dependiente de una máquina especial y que de repente resulta (o parece) incluso simple, primitivo hasta lo decepcionante.

* * *

El primer método —con subtítulos (no automáticos) en inglés— requiere un mechero, un trozo de plástico de una botella de refresco, por ejemplo, y unas tijeras.

* * *

El segundo método tiene algo más de artesanía y requiere algo más de maña, ya que básicamente hay que tallar una copia de la llave —a partir de la original— en una regla de plástico.

* * *

El tercer vídeo —sin narración pero con anotaciones explicativas y con música a lo Top Gun primero y a lo videojuego ochentero después— se basa en hacer un molde de la llave original, sacarla y rellenar el vacío dejado por la llave con metal fundido.

* * *

En caso de necesitar de urgencia la copia de una llave —con fines lícitos, se entiende— otra posibilidad más moderna es fotografiar o escanear en 3D la original y utilizar una impresora 3D.

Otro método es guardar una copia de las llaves en el móvil para pedir un duplicado físico cuando haga falta, un servicio que además permite enviar en minutos una copia de las llaves a otra persona que las necesite, aunque esté en el otro extremo del país.

Compartir en Facebook  Tuitear