Por @Wicho — 20 de Junio de 2016

NY – Sevilla

A las 6:30 UTC del 20 de junio de 2016 el avión eléctrico Solar Impulse 2, con Bertrand Piccard a los mandos, despegaba del aeropuerto JFK de Nueva York rumbo a Sevilla, a donde espera llegar en poco más de cuatro días, dependiendo fundamentalmente de los vientos que se encuentre de frente y de los posibles desvíos que tenga que hacer para evitar condiciones meteorológicas adversas.

Piccard antes de despegar
Piccard antes de despegar

Durante este tiempo Piccard no podrá abandonar la cabina del SI2, en la que tendrá que pilotar, comer y beber, dormir, y hacer todas sus necesidades, un poco como los astronautas de los programas Mercury o Gemini. Lo del sueño es especialmente complicado, ya que tendrá que apañárselas con siestas de unos veinte minutos.

Leer anotación completa: «El avión eléctrico Solar Impulse 2 parte de Nueva York rumbo a Sevilla»

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por @Wicho — 17 de Junio de 2016

Las unidades de memoria de las cajas negras
Las unidades de memoria de las cajas negras; a la izquierda la del CVR, a la derecha la del FDR

Pocas horas después de localizar y recuperar la unidad de memoria del CVR, el grabador de audio de la cabina, también ha sido localizada y recuperada la unidad de memoria del FDR, el grabador de datos de vuelo del EgyptAir MS804, desaparecido en medio del Mediterráneo el 19 de mayo de 2016.

Las dos han sido localizadas y recuperadas por el John Lethbridge, el barco especializado en operaciones de rescate contratado por las autoridades egipcias para la operación de búsqueda de los restos del MS804.

Con esto las autoridades tienen en su poder la parte fundamental de las dos cajas negras del avión.

Si las unidades están buen estado se intentará acceder a sus datos en los laboratorios del Departamento Central de Investigaciones Aéreas egipcio; si es necesario una reparación menor también serán ellos los que se encarguen de estay de la posterior lectura de los datos. Sólo en caso de que las unidades de memoria estén muy dañadas habría que enviarlas al fabricante para intentar su reparación.

De todas formas, si tenemos en cuenta que las unidades de memoria del vuelo AF447, estrellado en medio del Atlántico el 1 de junio de 2009, funcionaron a la perfección tras pasar cerca de dos años bajo el agua, mucho más tiempo de aquel para el que habían sido certificadas, es de suponer que con las del MS804 no haya ningún problema.

Acceder a los parámetros de funcionamiento del avión antes del accidente y a las conversaciones de los pilotos permitirá avanzar de una vez en el esclarecimiento de las causas del accidente, aunque aún pueden pasar varias semanas antes de que haya un informe preliminar al respecto.

Y, en cualquier caso, el análisis de los datos de las cajas negras es sólo parte de una investigación mucho más exhaustiva que incluirá el estado físico y mental de los pilotos y resto de la tripulación, el historial del avión, y muchos otros factores.

Un accidente aéreo normalmente se produce por una cadena de errores, no por una causa única, y aunque nadie puede hacer nada ya por las víctimas –sólo ofrecer una explicación a sus seres queridos– lo que se aprenda de este accidente, igual que de todos los demás, debería servir para hacer aún más seguro volar en avión.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por @Wicho — 16 de Junio de 2016

El MS804 en FlightRadar
El MS804 en FlightRadar

Casi un mes después de su desaparición por fin parece haber confirmación oficial de que se han localizado los restos del A320 que daba servicio al vuelo EgyptAir MS804 cuando desapareció el 19 de mayo de 2016 sobre el Mediterráneo, incluyendo la unidad de memoria de una de sus cajas negras.

Según cuenta la Bureau d'Enquêtes et d'Analyses francesa, que está involucrada en la investigación del accidente al ser un avión ensamblado en Francia, los restos fueron localizados por el John Lethbridge, un barco especializado contratado por las autoridades egipcias.

Además de identificar varios sitios en los que hay restos la tripulación del John Letbridge también ha podido recuperar la unidad de memoria del CVR, la caja negra que graba los sonidos que se producen en la cabina y por tanto también las voces de los pilotos; esta unidad de memoria debería estar el tierra el 17 de junio y a partir de ahí se procederá a ver si se pueden extraer datos de ella lo antes posible.

Memoria del FDR del AF447
En el accidente del AF447 la unidad de memoria de su grabador de datos también terminó desprendido de la caja negra correspondiente

La que no han localizado todavía es el FDR, el grabador de datos de vuelo, la otra caja negra del avion, aunque dado que las dos están instaladas prácticamente una al lado de otra es posible que aparezca en breve, aunque con el impacto contra el mar y la posterior caída hasta el fondo esta puede haberse desplazado respecto a la primera.

En cualquier caso, es un importante primer paso para saber qué pasó con ese avión.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por @Wicho — 20 de Mayo de 2016

El MS804 en FlightRadar
El MS804 en FlightRadar

Tras una falsa alarma en la tarde del 19 de mayo de 2016 un par de tuits de la aerolínea confirmaban que en la en la mañana del 20 de mayo armada egipcia confirmaba que había podido localizar algunos restos del vuelo MS804 de EgyptAir a unos 290 kilómetros al norte de Alejandría y a unos 40 kilómetros al sur de la última posición conocida del avión antes de su desaparición.

Estos consisten en algunos pequeños fragmentos del avión así como restos de los pasajeros y de sus pertenencias pero aún no han podido encontrar el avión propiamente dicho ni mucho menos las cajas negras que son las que deberían permitir esclarecer lo sucedido, aunque quizás la inspección visual de los restos del fuselaje permita ir haciendo suposiciones más o menos fundadas.

Las cajas negras incorporan unas balizas sonoras que se activan –o que deberían activarse, a veces fallan– en cuanto las estas caen al agua, lo que sirve para ayudar en su localización.

La zona en la que se han encontrado estos restos se corresponde bastante aproximadamente con la posición de una mancha de combustible de unos 2 kilómetros de largo localizada por el satélite Sentinel–1A de la Agencia Espacial Europea, aunque por ahora no hay ninguna confirmación de que esta mancha proceda del avión ya que puede venir de cualquier embarcación que haya pasado por la zona.

Relacionado,

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear