Por Nacho Palou — 27 de Abril de 2015

Donde-Van-A-Morir-Gadgets
Fotografía: Kwabena Labobe, 10 años — Kevin McElvaney, Wired

En Wired, Inside the Hellscape Where Our Computers Go to Die,

Agbogbloshie, un barrio de la ciudad de Accra [en Ghana], es conocido por los lugareños como Sodoma y Gomorra por las infernales condiciones y sus tierras ennegrecidas. Jóvenes de entre 7 y 25 años revuelven en la basura y prenden fuego a los montones de desechos para eliminar el plástico y la goma y extraer los metales, más valiosos. El fotógrafo Kevin McElvaney utiliza el paisaje apocalíptico como telón de fondo para retratar a las personas que tratan de sobrevivir de la electrónica desechada.

Agbogbloshie es considerado el mayor vertedero de electrónica del mundo, con desechos procedentes principalmente de EE UU y Europa: «se cree que este puede ser el lugar más contaminado del continente africano, principalmente por metales tales como plomo, berilio, cadmio o mercurio.»

En un buen día los habitantes de Agbogbloshie pueden sacar 2 o 3 euros.

* * *

En Business Insider, Mountain of electrical waste reaches new peak (Occidente se supera a sí misma en la producción de mierda),

La basura electrónica —principalmente neveras, lavavajillas y otros electrodomésticos— superó el año pasado los 41,8 millones de toneladas, el equivalente a 1,15 millones de camiones pesados, según las Naciones Unidas. Menos de una sexta parte se recicla.

Los países nórdicos ocupan las primeras posiciones en la producción de basura por habitante: Noruega 28,4 kg. Suiza, 26,3 Kg. Islandia, 26,1 Kg. Suecia 24 kg.

África, 1,7 kg de desechos electrónicos por habitante.

El valor total de los desechos —de haberse recuperado y reciclado— habría alcanzado los 48.500 millones de euros, incluyendo las 300 toneladas de oro que contenían.

Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 27 de Abril de 2015

Maceta-Conectada-Root-Plantas-0

Root es una maceta ‘inteligente’, que se conecta al teléfono móvil para no tener que preocuparse demasiado por las plantas que crecen en ella.

La aplicación en el móvil se encarga de suministrar agua a las plantas cuando es necesario, y controla la lámpara de la parte superior que favorece el crecimiento del cultivo dependiendo de la cantidad de luz que necesitan las plantas y la que reciben.

Cuando el agua almacenada para regar las plantas se acaba, la maceta envía una notificación al móvil; también desde la pantalla del móvil se puede comprobar la temperatura y la evolución de las semillas.

Maceta-Conectada-Root-Plantas

La maceta tiene capacidad para cuatro plantas grandes o para iniciar el crecimiento de 16 plantas pequeñas que luego se trasplantarán a un macetero mayor. Cuando las hortalizas y verduras están crecidas pueden conservarse metiendo el macetero dentro de la nevera, aunque queda la duda de si ahí dentro hay cobertura.

Aunque en Root se pueden cultivar una gran número de plantas y hortalizas y algunas verduras o plantas aromáticas y esas cosas, sus creadores no ocultan la idoneidad de Root para el cultivo de Cannabis «en casa y fácilmente» toda vez que de un tiempo ha esta parte son ya varios los estados de EE UU que han legalizado su cultivo y su consumo.

* * *

World-Cannabis-Laws

Lo legal o ilegal que es cultivar, manejar o consumir marihuana varía entre países, e incluso entre estados de un mismo país, caso de EE UU. En algunos países es totalmente ilegal, en otro países sus leyes son menos restrictivas, aunque sea ilegal. Aunque no es un crimen, en España es ilegal consumirla, poseerla, transportarla, venderla y cultivarla.

En algunos estados de EE UU la marihuana se ha legalizado recientemente en distintas modalidades, aunque sigue siendo ilegal a nivel federal. Otros países han sido tradicionalmente permisivos dentro de ciertos límites, caso de los Países Bajos. En sólo dos países todo lo relativo a la marihuana es legal: en Uruguay y en Corea del Norte.

La lista completa y más o menos detallada y actualizada se puede consultar en Legality of cannabis by country, que es de donde procede el mapa de arriba.

* * *

Hay lechugas y lechugas.

Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 26 de Abril de 2015

NokiaAl menos no por ahora, según una nota breve, tan breve como un tuit: Nokia reaffirms it currently has no plans to manufacture or sell consumer handsets.

Según explican en TechCrunch, el acuerdo con Microsoft impide a Nokia ofrecer móviles con su marca al menos durante todo lo que queda de este año 2015. Sin embargo en las últimas semanas habían surgido rumores, alimentados por algún dispositivo que anda por ahí, caso del el tablet N1 — un clon del iPad Mini con poca capacidad para entusiasmar— que se puedo ver en el pasado Mobile World Congress y que se interpretó como un adelanto de la resurrección de Nokia.

Entre otras informaciones recientes, la adquisición de Alcatel por parte de Nokia también contribuyó propagar la idea del regreso de terminales con la marca Nokia, que finalmente por ahora queda formalmente desmentido. Por ahora.

Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 25 de Abril de 2015

Precio oculto de las aplicaciones moviles

Que la publicidad en aplicaciones gratuitas devora la batería del móvil es algo de sobra conocido, pero no viene mal recordarlo y más aún cuando se tienen datos concretos tras comparar el consumo de batería y del tráfico de datos que hace una misma aplicación en su dos versiones — cuando se trata de la versión gratuita y cuando se trata de la versión de pago, sin anuncios.

Eso es precisamente lo que han comprobado investigadores del Instituto Tecnológico de Rochester y de la Universidad de Queen, en Canadá.

Comparando ambas versiones de la misma aplicación los investigadores pudieron comprobar que:

  • De promedio, las aplicaciones y juegos con anuncios consumen un 16 por ciento más de batería que sus equivalentes sin anuncios, lo que se traduce en entre 2,5 y 2,1 horas menos de autonomía.
  • La carga del procesador del teléfono aumenta en un 48 por ciento cuando se utiliza una aplicación “gratuita”, con publicidad —lo que tiene un impacto directo en el consumo de la batería. Parte de esa carga del procesador se dedica a obtener información sobre la localización o ubicación GPS del usuario.
  • La descarga de los banners publicitarios que aparecen en las aplicaciones y juegos con anuncios aumenta el consumo de memoria y de la transferencia de datos en hasta un 100 por cien en algunos casos, con un promedio de un 79 por ciento más.

Esto último no es tanto problema mientras se está conectado a una red wifi, pero en cambio sí supone un coste económico cuando se está conectado a la red móvil 3G/4G. Según los investigadores cada vez que se abre una de esas aplicaciones ‘gratuitas’ el coste es de aproximadamente 0,15 euros por el consumo del plan de datos.

Aunque los investigadores utilizaron para el estudio aplicaciones procedentes de la Google Store y un teléfono Android, en realidad esto es aplicable a cualquier plataforma.

De modo que, de nuevo, lo ‘gratis’ no es ‘gratis’ después de todo. Entre pitos y flautas puede salir más a cuenta pagar los céntimos o pocos euros que cuestan la mayoría aplicaciones o juegos móviles, especialmente aquellos que se utilizan más a menudo.

Fuente: ‘Free’ apps may not be so free after all: They take a big toll on your phone.

Compartir en Facebook  Tuitear