Por Nacho Palou — 12 de Marzo de 2015

Lo que empezó siendo un proyecto construido, literalmente, con piezas de Lego, es ahora un producto en busca de algo de financiación a través de KickStarter.

La PancakeBot es un cruce entre una plancha de cocina y una impresora 3D cargada con masa para tortitas. Primero se dibuja en el ordenador la forma que se le quiere dar a la tortita, pudiendo partir de una fotografía. La imagen se entrega a la impresora en una tarjeta SD y después el cabezal de la impresora va soltando la masa sobre la plancha caliente, trasladando el dibujo elegido --desde un retrato a palabras o un logotipo.

Finalmente te desayunas o meriendas el resultado.

Por si queda alguna duda, la impresora no incluye la masa.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear