Por Nacho Palou — 16 de Agosto de 2017

Este vídeo de la aerolínea Virgin Atlantic resume en dos minutos las 27 horas de trabajo que lleva cambiar el motor Rolls-Royce Trend 500 de un Arbus A340.

El A340 lleva cuatro de estos motores, cada uno con una potencia de unos 900 CV, que se sacan cada determinado número de horas de vuelo para su revisión y mantenimiento, y se reemplazan por otros que ya han sido previamente preparados y estás listos para volar. De ese modo el avión sólo permanece en tierra parado el tiempo imprescidnible, el necesario para el cambio de motor.

Tras el cambio de motor el A340 de Virgin salió ese mismo día rumbo a Nueva York. Vía The Telegraph.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 11 de Agosto de 2017

Dries vinke 239005

Según dice en Quora Scott Kinder, capitán de Boeing 737 desde hace 20 años,

Bue, los pasajeros ni siquiera saben lo que sucede delante del avión durante el aterrizaje así que, ¿cómo saben cuándo aplaudir y cuándo no? Si un piloto se desliza sobre la pista y toca tierra a mitad de la pista no es algo bueno, es peligroso aunque el resultado sea un aterrizaje suave ¿y recibe aplausos?

En cambio si un piloto que entra en la pista con fuertes vientos o en una pista nevada y hace un aterrizaje rápido y duro lo que oye de los pasajeros con cosas como "Ha sido el peor aterrizaje" o "Este tipo debe venir de la Marina", aunque en la cabina los pilotos se feliciten entre sí.

Así que en realidad no prestamos mucha atención a la reacción de los pasajeros. Básicamente no nos interesa la opinión del asiento 20B.

El resto de las respuestas van en ese mismo sentido, lo que de paso viene a confirmar que un buen aterrizaje es es rápido y contundente y se percibe así.

Aunque el principal motivo para no aplaudir después de aterrizajr no tiene que ver con cuestiones técnicas (excepto en algún caso excepcional de verdad) sino con no hacer pasar vergüenza ajena a los demás pasajeros.

Fotografía de Dries Vinke en Unsplash.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por @Alvy — 7 de Agosto de 2017

Los aviones gigantes más absurdos y falsos del mundo
Un Airbus con cuatro cubiertas / GoldenTop10s

Popular Mechanics hizo una recopilación de «fotografías» a a cual más absurda de las que pueden encontrarse en vídeos de YouTube salidos de quién sabe donde. Son todas de aviones gigantescos e increíbles, a cual más cafre – y más falso, naturalmente. El que no tiene cuatro cubiertas tiene ocho motores o 12 trenes de aterrizaje.

Los aviones gigantes más absurdos y falsos del mundo
El Triple-Tupolev / Techno Blog

Lo fake parece estar de moda. Pero aquí claramente estamos ante imágenes que solo buscan provocar la hilaridad, no «colarse como verdaderas». Modelos como el Airbus 390, un Antonov An-225 con la altura de rascacielos (y unas 9 o 10 cubiertas, la mayoría con ventanas) e incluso un «avión descapotable» o modelos extra largos, tan largos como la mano que mece el Photoshop.

Algunos de los más divertidos son los del final de la página, que tienen más años que el aeroplano de los hermanos Wright: el avión que en vez de cabina tiene un motor a reacción y en vez de motores «cabinitas»; el Airbus con forma de pato; o el Swiss Air con aspecto de tubo-motor y sin espacio para los pasajeros. Sería interesante averiguar si aerodinámicamente funcionarían… Mmm…

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por @Wicho — 7 de Agosto de 2017

Impresión artística de un 747-8i como Air Force One

Aunque el indicativo Air Force One se aplica a cualquier avión de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos en el que viaje el presidente del país* lo más habitual es que en la actualidad se aplique a los dos Boeing VC-25 que la USAF posee.

Los Boeing VC-25 son dos Boeing 747-200B altamente modificados tanto en su interior como en sus sistemas, que además de incorporar todo tipo de medidas contraelectrónicas y equipos de comunicaciones también están convenientemente protegidos contra impulsos electromagnéticos y otras cosas que les puedan hacer pupita.

Pero ambos llevan en servicio desde 1990, por lo que ya van siendo cada vez más caros de mantener en vuelo, además de que hay aviones más baratos de operar. Así que la USAF lleva ya unos años buscándoles sustitutos.

En realidad los dos únicos candidatos viables –al menos desde un punto de vista técnico– eran el Airbus A380 y una versión más moderna del Boeing 747, pues uno de los requerimientos es que el avión tenga al menos tres motores. Pero era bastante obvio que era políticamente inasumible que el avión del presidente de los Estados Unidos fuera un avión europeo.

Así que la Fuerza Aérea de los Estados Unidos acaba de comprar dos Boeing 747-8i para convertirlos en los próximos Air Force One.

Aunque irónicamente son aviones que había encargado la aerolínea rusa Transaero antes de quebrar. Llevan construidos desde 2013, pero nunca llegaron a ser entregados y en su lugar llevan almacenados desde entonces; sólo han hecho sus correspondientes vuelos de prueba y el que los llevó al depósito de California en el que se encuentran.

Está previsto que los trabajos de adaptación a su nuevo dueño empiecen en 2019 y que los dos entren en servicio para 2024.

*De la misma manera cualquier aeronave del ejército, de los guardacostas, de los marines o de la armada en la que viaje el presidente recibe el nombre de Army One, Coast Guard One, Marine One o Navy One, y si se trata de una aeronave civil el indicativo es Executive One. Cuando el que va a bordo es el vicepresidente el indicativo termina en Two, aunque el Air Force Two normalmente es un Boeing C-32.

Relacionado,

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear