Por Nacho Palou — 11 de Febrero de 2016

Desde el Comité de los Premios Darwin,

En The Next Web, What happens if you short-circuit a radio tower is amazing,

Hay una razón por la que las enormes antenas de los emisores de radio AM están rodeadas por alambradas: tocarlas puede ser increíblemente peligroso por la enorme cantidad de potencia que emiten.

Este vídeo de Facebook del club de radioaficionados de la Universidad Pública de Michigan demuestra lo que sucede si tocas una de esas antenas con unas pinzas de batería: puedes oír la radio en el arco eléctrico que se produce entre la pinza y la antena.

Mejor aún es la versión rusa de la misma demostración en la que puedes oír la radio a través de la planta con la que unos zagales tocan la antena. Esto sólo funciona con antenas AM, —«funcionar» del verbo «entender» algo de lo que contiene la señal. Con una antena FM probablemente sólo se oirá ruido.

Sobra decir aquello de lo de niños no intentéis hacer esto porque este tipo de potencia del orden de unos 50 000 vatios te quema por dentro antes de te des cuenta.

Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 11 de Febrero de 2016

El vídeo es de hace algún tiempo, pero es en HD y la fabricación de los contenedores de mercancías tampoco ha debido cambiar en los últimos cinco años. Muestra el proceso completo de la fabricación de un contenedor de mercancías: desde que el acero llega a la fábrica en láminas hasta que el contenedor sale por el otro lado listo para entregar al cliente — revisado, pintado, numerado y hasta rotulado.

El proceso de fabricación es bastante más complejo de lo que parece ser montar una caja de acero de un tamaño estándar. Si bien es cierto que hay varias categorías y en este caso se trata de la fabricación de un contenedor de «categoría A», de lujo, totalmente estanco y con suelo de madera que usará una compañía canadiense para mudanzas y almacenaje. El precio de uno de estos contenedores, nuevo, es de entre 3 y 5000 dólares.

* * *

ContainerEl contenedor de mercancías es considerado uno de los inventos con mayor impacto en el comercio, en los negocios y en la globalización; actualmente los contenedores mueven el 90 por ciento de todo: de todo lo que vistes, de todo lo que comes y de todo lo que consumes.

Relacionado,

Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 10 de Febrero de 2016

Este paracaídas electrónico, como lo denomina la compañía alemana Diamond Aircraft que lo desarrolla, en realidad es un piloto automático avanzando; una adaptación de la idea de los coches autónomos aplicada a aviones pequeños y avionetas.

El sistema de Diamond consta de dos partes principales: una parte monitoriza el estado del piloto y es capaz de determinar cuándo ha sucedido algo que le impide pilotar —si, por ejemplo, ha perdido el sentido de la vida. La otra parte es el piloto automático en sí mismo, que al activarse enviará un código de emergencia a la vez que toma los mandos del aparato.

En ese caso el ordenador del sistema trazará la ruta y determinará el perfil de vuelo para llevar a cabo la aproximación al aeropuerto más próximo, siendo capaz de evitar zonas de mal tiempo gracias a la información meteorológica.

Durante la aproximación el sistema activa los flaps, despliega el tren de aterrizaje y a continuación y de forma autónomo hace todas esas cosas de avión aterrizando — enciende las luces, se alinea con la pista, planea sobre ella, toma tierra y corta los motores. Todo de forma automática.

Vía Wired.

Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 10 de Febrero de 2016

Este ATV (all terrain vehicle) surgido del frío de la Madre Rusia y de la ingeniería del vodka —dicen las malas lenguas— es una variante basada en un diseño de Alexei Garagashyan.

El vehículo es todo neumáticos y es capaz de pasar sobre obstáculos de más de medio metro de altura y avanzar imparable sobre terreno roto, nieve, hielo, arena, rocas e incluso agua: sus grandes neumáticos le proporcionan flotabilidad y tracción para desplazarse por el agua a una velocidad máxima de 6 km/h.

Sherp-Ru-Atv-Divertido-Eh-1

El Sherp es ligero (unos 1300 Kg) y tiene una batalla corta, lo que lo hace bastante capaz y ágil en las maniobras. Pero muy rápido no es. Dispone de un motor de cuatro cilindros, diésel y 1500 cm³ de 44 CV de potencia —aunque en este tipo de vehículos importa más la cifra de par— que le permiten rodar a una velocidad máxima de 45 km/h pero con total diversión.

Sherp-Ru-Atv-Divertido-Eh-2

Así que este pequeño tanque no es rápido, no es potente, no es bonito y si quieres bajar la ventanilla tienes que levantar el parabrisas delantero, para que te de bien el fresco siberiano en la boca. Y además cuesta unos 60 000 euros de precio base.

Pero algo tendrá que lleva un par de días enamorando a todo aquel que lo conoce.

En Top Gear, vía Truck Yeah.

Compartir en Facebook  Tuitear