Por @Wicho — 20 de Febrero de 2018

SarampiónMalas noticias desde la Organización Mundial de la Salud: Europa observa un aumento del 400% en casos de sarampión en 2017 comparado con el año anterior (en inglés por ahora). La enfermedad afectó a 21.315 personas en 2017, causando 35 muertes, frente a un mínimo histórico de 5.273 casos en 2016, lo que hace la noticia aún más dolorosa. Pero no nos pilla de sorpresa ya que a principios de 2017 ya sabíamos que el sarampión estaba repuntando en Europa por falta de vacunación.

Es tentador atribuir esto a los grupos antivacunas –y en los países más avanzados es cierto que buena parte de la culpa es suya– pero la realidad es más compleja e incluye cosas como personas que olvidan ponerse las dosis de refuerzo correspondientes para que su vacunación sea completamente efectiva.

Según la OMS las causas son la disminución de la cobertura general de vacunación, una cobertura de vacunación sistemáticamente baja entre algunos grupos marginados, interrupciones en el suministro de vacunas o sistemas de vigilancia de enfermedades que no han funcionado tan bien como deberían.

Los países que peor lo llevan son Rumanía con 5.562 casos, Italia con 5.006 y Ucrania con 4.767; en total en 15 países de los 53 que la OMS incluye en la región europea ha habido más de 100 casos. En España hemos tenido 152.

Las medidas que se están tomando para corregir esta tendencia incluyen la sensibilización del público, la inmunización de los profesionales de la salud y otros adultos en situación de riesgo, facilitar el acceso a las vacunas y la mejora de la planificación y la logística de los suministros.

La buena noticia es que la eliminación del sarampión y la rubéola país por país en la región progresa adecuadamente, pues a finales de 2016, 42 de los 53 países de la región habían interrumpido la transmisión endémica del sarampión. Sin embargo, seguirán produciéndose brotes hasta que todos los niños y adultos susceptibles de contagiarse estén protegidos.

Como siempre decimos las vacunas funcionan y salvan vidas.

Relacionado,

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por @Wicho — 20 de Febrero de 2018

No en LaCoru

La semana pasada supimos que Josep Pàmies pretendía impartir sendas charlas en A Coruña y Vigo. La primera en uno de los salones de actos del hotel Attica21 y la segunda en el salón de actos del Colegio Hogar. En cuanto tuvimos noticia de esto muchos nos movilizamos para intentar que esas charlas no tuvieran lugar.

En el caso del colegio no nos cabe duda de que la pseudociencia no tiene cabida en lugares públicos y que el que se celebre un acto como ese en un colegio no hace sino darle una pátina de autoridad por asociación que no debería tener. En el caso del hotel apelábamos a la responsabilidad social de la empresa propietaria, pues entendemos que aunque el objetivo de la empresa es ganar dinero esto no debería ser a cualquier costa.

En el caso del hotel no las teníamos todas con nosotros, ya que el año pasado ese mismo hotel sirvió de sede para charla de Pàmies después de que tanto el ayuntamiento como la universidad de A Coruña retiraran el permiso para que diera sendas charlas en dos de sus locales.

Pero afortunadamente los dos espacios anunciaron en pocas horas que no se celebrarían las conferencias ni en A Coruña ni en Vigo, aunque no nos cabe duda de que Pàmies y sus seguidores intentarán buscar otros sitios en las que celebrarlas.

Sí, es cierto que Pàmies, gracias a que vivimos en un país en el que hay libertad de expresión, puede decir lo que le plazca. Así que puede decir, como de hecho hace, que la vacuna de la varicela «va a provocar un incremento terrible de autismo porque está producida con células embrionarias de fetos abortadas.» Puede decir, como de hecho hace, que «La difteria es una bacteria tan sensible al dióxido de cloro como el virus del ébola. ¿Por qué no dar alternativas sencillas y tranquilizar a la Sociedad? ¿Por qué las mismas autoridades sanitarias callan como miserables delante del hecho gravísimo de los efectos secundarios de medicamentos y vacunas, que son ya la tercera causa de muerte en Europa (240.000 muertos al año)?» El dióxido de cloro, por cierto, es un desinfectante industrial cuyo uso farmacológico ha sido prohibido por el Ministerio de Sanidad. Puede decir, como de hecho hace, que «Nadie ha demostrado jamás que el VIH sea la causa del SIDA, ni que el virus se transmite por la vía sexual. Es más, ni siquiera se ha demostrado que el VIH existe.» Y así podría seguir un buen rato.

Pero el problema es que su libertad de expresión termina, al menos en mi opinión, en cuanto sus recomendaciones llevan a cualquiera a abandonar tratamientos médicos por soluciones milagrosas que este señor, curiosamente, vende, por no hablar de cuando recomienda dar a bebés pequeñas dosis de marihuana y cosas así.

Por eso decimos siempre que a personas como estas hay que achicarles espacios, que no hay que cejar en el empeño de intentar impedirles que difundan sus nefandos mensajes aún cuando las autoridades hacen menos de lo que deberían por impedírselo.

Por eso, el día que supimos que las dos charlas en Galicia estaban, en principio, canceladas, pudimos decir aquello de que Galicia 2 – Pàmies 0 y sonreír al hacerlo.

En la Carta abierta a la dirección del Hotel ATTICA 21 en A Coruña que escribió Manuel Herrador hay más información sobre lo que dice y hace Josep Pàmies. Puede servir como base para dirigirse a instituciones y empresas que vayan a alojar charlas suyas para hacerles ver quién es este individuo –a menudo los espacios no los reserva él directamente– y pedirles que reconsideren el asunto.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por @Alvy — 15 de Febrero de 2018

Buenas noticias para los fans de los vídeos didácticos sobre matemáticas: nos han escrito para contarnos que Pedro Pardo y Jesús Montes (matemáticos, Jesús pone la voz) y Grant Sanderson (creador de 3Blue1Brown, el canal de «matemáticas animadas») llevan tiempo trabajando juntos y ya han completado la traducción y doblaje de la serie sobre Álgebra Lineal, que puede verse en Canal 3Blue1Brown Español.

Es todo un pequeño honor que Pedro nos haya contado que descubrió 3Blue1Brown gracias a Microsiervos – probablemente de cuando hablamos de sus estupendos vídeos sobre las dimensiones fractales o la fórmula más bella del mundo, que gana mucho explicada gráficamente. A ver si sigue la racha y van publicando más vídeos a buen ritmo.

Esta toda una gran idea que de este modo podrá llegar a mucha más gente.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por @Wicho — 14 de Febrero de 2018

Paul Alexander tenía seis años cuando enfermó de polio en 1952. Al cabo de cinco días lo había perdido todo, como él mismo dice, pues ya no se podía mover, andar y ni tan siquiera respirar, ya que su diafragma dejó de funcionar. Con el tiempo aprendió a forzar la respiración con los músculos del tórax pero esto es agotador, así que apenas puede hacerlo durante un rato.

Por eso lleva desde 1952 viviendo prácticamente las 24 horas del día dentro de un pulmón de acero, una máquina que hace disminuir la presión alrededor de su cuerpo para que sus pulmones se puedan llenar de aire.

Poco después de que él enfermara Jonas Salk desarrolló una vacuna contra la polio y hoy en día es una enfermedad que afortunadamente está prácticamente erradicada.

De hecho Paul es una de las últimas personas que vive en un pulmón artificial y tiene problemas para mantenerlo en funcionamiento porque hace cosa de medio siglo que dejaron de fabricarse. Dice que a pesar de todo siente que ha llevado una vida plena –estudió derecho y montó su propio bufete– pero deberíamos tener presente su historia cada vez que alguien ponga en duda la eficacia de las vacunas.

Paul no tuvo elección respecto a vacunarse pero nosotros no deberíamos ni plantearnos que la tenemos. Las vacunas funcionan y salvan vidas.

(Vía Ana Ribera).

Relacionado,

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear